Más que ventajas en la cirugía láser de la obstrucción lagrimal

Existen dos métodos a la hora de abordar una dacriocistorrinostomía o cirugía de la obstrucción lagrimal , y es que puede llevarse a cabo mediante el abordaje tradicional o con láser. En este post desde SOFT queremos explicar las ventajas que tiene la cirugía láser en este tipo de intervención.

Así, pues, frente a la intervención tradicional que se realizaría a través de una cicatriz externa y que permitiría eliminar manualmente el hueso que se interpone entre el lagrimal y la fosa nasal, a continuación detallamos las principales ventajas de elegir el láser:

  • Requiere solo anestesia local o una ligera sedación, ya que es una intervención rápida, de alrededor de 15 minutos. Por contra, la vía externa precisa sedación más profunda o anestesia general.
  • No deja cicatriz externa, algo de especial interés en pacientes jóvenes, o en personas preocupadas por su imagen personal.
  • No se produce apenas sangrado, siendo muy raro que precise taponamiento. En el abordaje tradicional, el sangrado en ocasiones puede ser profuso. Esto es especialmente importante si el paciente toma medicamentos que alteran la coagulación.
  • Con el láser no se alteran las relaciones anatómicas de la zona, y esto tiene su relevancia porque existe un mecanismo de bombeo de la lagrima que en ocasiones se ve alterado por la cirugía externa.
  • Y por último, en el caso de fracaso de la intervención, reintervenir una dacriolaser tiene muy buen pronóstico, mientras que tras una cirugía externa la probabilidad de éxito baja considerablemente.

 

 

Posted in:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.